domingo, 7 de octubre de 2012

La inmensidad de Dios


Los salmos cuentan de la grandeza e infinitud de Dios como por ejemplo el salmo 145.3: "Grande es Jehová, y digno de suprema alabanza;Y su grandeza es inescrutable" Su grandeza no se puede saber ni averiguarse por algún cálculo matemático. El es Inmenso...sin medida.

En Juan 4.24, Jesús le dice a la mujer samaritana: "Dios es Espíritu". Entonces, Dios no tiene un cuerpo material. En Su Naturaleza Espiritual, la infinitud de Dios:

* Con respecto al tiempo, es eternidad
* Con respecto al espacio, es omnipresencia
* Con respecto al conocimiento, es omnisciencia
* Con respecto al poder, es omnipotencia

Por lo tanto, Dios, en Su Infinitud, trasciende a todo Su universo. El no posee límites temporales, o espaciales, tampoco su poder y sabiduría están limitadas. Pero Su Ser Trascendental no le impide mantenerse alejado de Su Creación, la infinitud de Dios también es Inmanente. Esto explica porqué el Dios "alto y sublime, el que habita la eternidad y cuyo nombre es el Santo", también habita con "el quebrantado y humilde de espíritu" (Isaías 57.15). Existe una filosofía llamada panteísmo que creen erróneamente que Dios y la creación son lo mismo. Si bien Dios se manifiesta a través de las cosas creadas (Romanos 1.20), estas cosas no son Dios, sino la Creación de Dios. Adoremos al Creador por Sus Obras y no a Sus Obras.



"¿Soy yo, Dios de cerca solamente, y no Dios desde muy lejos?,¿Se ocultara alguno, en escondrijos que yo no lo vea? ¿No lleno yo, el cielo y la tierra?"(Jeremías 23.24)


Salomón no podía comprender la infinitud inmanente de Dios cuando decía (1Reyes 8.27): "Pero ¿Es verdad que Dios morará sobre la tierra? He aquí que los cielos de los cielos, no te pueden contener ¿Cuánto menos esta casa que yo he edificado?" Dios mismo caminó sobre esta tierra en la persona de Jesucristo y al igual que el hombre más sabio, no podemos comprender que la Plenitud del Espíritu de Dios more en nosotros luego de recibir a Jesucristo como Salvador.
En su oración al Señor, Salomón dijo con respecto al templo que Dios había mandado que edifique : (1Reyes 8.30)"...cuando oren en este lugar, también tu lo oirás en el lugar de tu morada, en los cielos; escucha y perdona". Hoy los creyentes tenemos al Espíritu Santo morando en nosotros, quien intercede por nosotros y nuestro Padre nos oye en los Cielos porque El es Dios de lejos y de cerca, El es Dios Infinitamente trascendental e infinitamente inmanente. El es INMENSO.


"20 En aquel día vosotros conoceréis que yo estoy en mi Padre, y vosotros en mí, y yo en vosotros" JESÚS (Juan 14)

Contando las Virtudes de Aquel que me llamó de las tinieblas a Su Luz Admirable...en FACEBOOK,
con amor, Vale


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

"Yo soy el camino,y la verdad,y la vida.Nadie viene al Padre si no es por mi"
JESÚS